Select Page

PARACHICOS

PARACHICOS

parachicos-1Existen dos historias que habla del origen de la danza y su festividad. En el siglo XV, según la leyenda habla de una mujer quien buscaba con desesperacion cura para su hijo enfermo. Al no encontrar quien la ayudara después de haber visitado médicos y curanderos alguien le sugirio que fuera a Chiapas donde seguramente encontraría la cura. Tomo a su hijo y viajo a chipas del corzo donde su hijo se recupero.La leyenda cuenta que comenzo a ver el poblado con otros ojos. Miro el pueblo era muy humilde y trató de recompensarlos comenzando por repartir víveres entre la poblacion. los indígenas bailaban alrededor del niño para alegrarlo pintados y disfrazados, para parecer blancos como su madre y el pequeño sonreia. Mientras la señora de nombre Doña María de Angulo entregaba los regalos a los bailarines diciendo – para el chico!- palabras que con el dialecto indígena se resumieron en Parachico.

parachicos-2Otra tradición oral cuenta una version similar con dirente fecha y origen. Esta toma lugar a mediados del siglo XVIII llegó a Chiapa de Corzo una señora española muy adinerada, procedente de Guatemala. Ella trajo a su hijo enfermo al que los médicos no habían podido curar. Había llegado a Chiapa de Corzo con su hijo y una gran cantidad de sirvientes porque quería consultar a un afamado curandero indígena. “¡Abrid paso que va a pasar mi señora María de Angulo!”, gritaban los sirvientes de la señora. El curandero le recomendó a la rica española llevar a su hijo enfermo a las aguas curativas de Cumbujuyù y bañarlo durante nueve días. Hecho esto, el niño sanó y ella se retiró a Guatemala feliz. Posteriormente en los años 1767 y 1768, una plaga de langostas destrozo las cosechas de Chiapa y la población sufrió hambruna probocando tambien una epidemia que acabó con casi la mitad de su población. En plena miseria y abandono, llegaron a Chiapa de Corzo una carabana de arrieros cargados con grandes despensas: maíz, frijol, verduras y dinero. La gente no lo podía creer y escuchaban de nuevo aquella voz de los sirvientes: “¡Abran campo… abran campo, que mi ama doña María de Angulo va a pasar!”.

Los sirvientes repartían las despensas a las familias, y durante las tardes las sirvientas y sirvientes bailaban y danzaban para diversión de los niños. También les lanzaban dulces y advertían: “¡Recordad, que los presentes son para los chicos!” en recuerdo al hijo de María de Angulo. Así nació la tradición de los parachicos. Cada año la ciudad festeja este acontecimiento, al representar a la señora María de Angulo.

Las festividades son del 15 al 20 de enero. la celebracion es en base a agradecimiento por lo recibido. El vestuario de los Parachicos des distingue por el uso de mascaras de madera, jorongo de colores y una sonaja ya sea de lamina o de morro, llamado chinchin. para una mas completa informacion del vestuario visite atuendos.
parachicos-3

Los Parachicos de Chiapas del Corzo

Su atuendo esta compuesto de una montera de ixtle a manera de peluca. Esta es la representacion de la cabellera rubia de los sirvientes de la Sr. Angulo en la leyenda, para complementar una máscara de madera que imita las facciones de un hombre blanco en este caso español. Los ojos son manufacturados con vidrio fundido sobre un molde y decorado como una pupila. Ademas se portan dos paliacates uno para cubrir la cabeza y el otro que se sujeta alrededor del cuello. La idea es con el fin de sujetar bien la máscara pues la danza esta llena de movimineto.
Ademas llevan unas chalinas de seda con flores bordadas, en chaquira y lentejuela, sobre el pecho dos cintas entrecruzadas, en las manos un “chinchín” o sonaja de hojalata. Un sarape de Saltillo (de Chiauhtempan, Tlaxcala) atravesado a grandes rasgos es el atuendo de los parachicos.

Subscribe to Blog via Email

Enter your email address to subscribe to this blog and receive notifications of new posts by email.

Join 48 other subscribers